FANDOM


Rebelión es el capítulo #06 del manga Rakudai Kishi no Eiyuutan.

SinopsisEditar

El ataque al edificio fue exitoso, por lo que varios de los terroristas revisan las distintas áreas del mismo. Al terminar de revisar la zona, los dos individuos se van y de las sombras surgen Nagi y Ikki; Nagi explica su habilidad, la cual consiste en esconderse en la oscuridad, pero que tiene una desventaja: no puede ser usada en combate, también explica que las personas que están atacando forman parte de una organización criminal conocida como «Rebelión», quienes ven a los blazer como la nueva raza elegida de seres humanos y al resto como una raza inferior. La directora Kurono llama para informar a Kurogane que está al tanto de la situación y concede el permiso a Nagi e Ikki de usar sus poderes para reducir a los criminales, los cuales, informa, son entre 20 y 30 y que su objetivo es robar los fondos que residen en el centro comercial. Entonces, Nagi se dirige a la zona en la cual reunieron a todos los rehenes usando su habilidad.

Una vez en el lugar, un niño intenta defender a su madre de uno de los criminales, pero falla. En defensa del niño surge Stella, quien repele al opresor; sin embargo, el líder del grupo posee poderes que absorben su propio poder. Para que dejen en paz al niño, Stella debe desnudarse y pedir perdón en lugar del pequeño; Vermillion no tiene otra opción más que aceptar esto y comienza quitarse la ropa, Ikki, escondido, se enfurece e intenta detenerlo, mas Nagi detiene a Ikki con su habilidad y le muestra que Shizuku está preparando una barrera para proteger a los rehenes y así ellos puedan atacar libremente. Una vez que Shizuku pone la barrera, la cual no puede ser penetrada por las balas, Ikki arremete en contra del líder del grupo, Bischof, y usa la séptima de la técnica secreta, «Raikoh», para cortar sus dos brazos; luego, Nagi afirma que él se va a encargar del sujeto e insta a Ikki para que vaya con Stella. Al encontrarse frente a Stella, Ikki la abraza y le pide perdón por tardar en ayudarla.

Finalmente, uno de los criminales toma a uno de los rehenes y exige a Shizuku curar a Bischof; sin embargo, una figura aparece para detener al captor y una vez lo detiene, Ikki lo reconoce como Kirihara. Kirihara alega que es más fuerte que Ikki, mientras que Stella afirma que es todo lo contrario; en su defensa, Kirihara afirma que Kurogane huyó de él en el pasado.